Se deben cortar las varas de las orquídeas

Compras una orquidea y ahora esta llena de salud y con multiples flores.

Pero el tiempo pasa...

Las flores empiezan a caer y empiezan a manifestarse inquietudes, siendo las más habituales:

"¿Debo recortar el tallo de la flor de mi orquídea o no?"

Y pensándolo bien, decidí redactar este producto.

Ahora, no solo explicaré cuándo tienes que o no recortar el tallo de la flor de tu orquídea.

Asimismo les voy a enseñar ciertas técnicas Sigue leyendo

Iluminación y riego, cuidados de orquídeas tras la floración que no debemos olvidar

Si bien pensemos que la orquídea no requiere luz tras la floración, solamente lejos de la verdad! Esta familia botánica en general tiene una enorme demanda de brillo. De ahí que, con flores o sin ellas, deberemos seguir con esos baños de sol que para ella son tan positivos. No confundamos la luz con la luz del sol directa. Este último es aun dañino para ellos, puesto que puede abrasar las hojas.

Lo que no tenemos la posibilidad de pasar por prominente es el patrón de riego que contamos con nuestra orquídea. Charlamos de plantas que precisan agua, en dependencia de las condiciones de cada sitio, una vez por semana o cada un par de semanas a lo largo de la temporada de floración. Con la caída de las flores, van a ser las raíces las que nos señalen cuándo llegó el instante. En el momento en que se vuelven plateados, es hora de regresar a sumergirlos en agua. Tenga bastante precaución con el riego, puesto que pertence a las primordiales causas por las que muere una orquídea. Los riesgos del riego elevado en orquídeas son irreparables habitualmente. Conque siempre y en todo momento es preferible fallar que abusar.

Vídeos de poda de orquídeas

Esto es, es primordial para el especial avance y floración de nuestra planta. Pero tenga precaución, jamás exponga su orquídea a la luz del sol directa, esto puede ocasionar daños. Cerciórate de que reciba luz por medio de una ventana si está en el interior, o en un macizo de flores donde otras plantas le sirvan de sombra. De la misma con otras especies, es fundamental que estimes las pretensiones de tu planta.

En este momento que tienes tus herramientas a mano, es hora de podar tu orquídea sin flores. Comienza cortando con la tijera desde la base de los tallos o palitos que estén secos, amarillos y sin flores. Si los tallos son verdes y se ven saludables, puede cortarlos desde el tercer nudo desde la base o en el nudo del tallo de la flor.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir