Cómo combatir la roya de los ajos

Se encuentra dentro de las peores patologías de este cultivo. Si no se combate a tiempo, puede arruinar la cosecha. Las condiciones se dan en el momento en que la humedad es alta (80%-100% de humedad relativa y con temperaturas próximas a los 20º C), principalmente en primavera, cuando el exceso de agua y el exceso de fertilizantes nitrogenados asimismo afectan. Asimismo que se hayan plantado puerros o cebollas cerca y que tengan la patología en tanto que indudablemente se infectarán. Es preferible comenzar los tratamientos de manera precautoria, cuando la patología se ha instaurado es realmente difícil erradicarla. Alterno el cobre con un producto fortalecedor (antimoho, lecitina de soja y decocción de cola de caballo o manzanilla).

De qué manera impedir la roya y otros hongos

  • Rotación de cultivos. Esta práctica de agricultura ecológica es de mucha ayuda para explotar los nutrientes del suelo y impedir plagas y patologías.
  • Cambiar los peligros. El exceso de agua y la humedad son geniales para la propagación de hongos como la roya. Sostener húmeda la parte aérea (hojas, ramas, frutos, flores) de la planta puede contribuir en buena medida a la aparición de hongos. Para esto, lo destacado es decantarse por maneras de riego como el riego por goteo en vez de la aspersión con aspersor, manguera de jardín, regadera, etcétera. De esta manera, aparte de un mejor aprovechamiento del agua de riego, eludimos retener un exceso de agua. Humedad superflua que daña a la planta. Además de esto, no limites tanto los peligros de que las plantas padezcan agobio hídrico, puesto que esto las desgasta y las hace mucho más susceptibles a patologías y plagas.
  • Acompaña las plantas. Plantar plantas es primordial por múltiples causas: aprovechamos mejor el espacio en el huerto o jardín, hacemos mejor la exposición de la planta al sol, se optimización la capacitación de frutos y lo esencial para nosotros es impedir los hongos. es que favorecemos la aireación puesto que el aire circula por la sección de la antena.
  • Utilizar purín de ortiga y cola de caballo. Estas 2 plantas que tenemos la posibilidad de (debemos) cultivar en nuestro huerto o jardín son estupendas para remarcar y progresar las defensas naturales de las plantas. Asimismo asisten a impedir la aparición de hongos. Desde principios de primavera esparcimos purines de una de estas 2 plantas y en verano las proseguimos usando de manera precautoria y frecuente.
  • Aguantes con buen drenaje del agua. Si ponemos en práctica las pautas precedentes, pero el sustrato o suelo de cultivo no posee un óptimo drenaje, tienen la posibilidad de realizarse hongos. Es primordial cerciorarse de que el agua no se quede en el suelo y que se absorba de a poco. Con el riego por goteo esto no sucede por el hecho de que el agua se dosifica en pequeñas proporciones.
  • Neem o aceite de neem contra hongos: aparte de ser bueno contra las fieras, tenemos la posibilidad de emplear este antídoto ecológico contra hongos como la roya. Úselo según las normas del desarrollador o realice el suyo.
  • Ajos para setas de la huerta: machacar una cabeza de ajo grande (una cabeza y media si es pequeña) sin mondar, ponerla en un cubo y añadir 2 litros de agua no muy caliente. Contemplar relativamente la cubeta y dejar en un espacio obscuro y fresco a lo largo de 24 h para macerar. Entonces colamos y diluimos cien mililitros de macerado por cada litro de agua. Aplicamos un par de veces cada día: en el final de la tarde y temprano en la mañana con una jeringa. Vamos a aplicar en la parte aérea de la planta y en el sustrato. Repita a lo largo de 5 días y deje descansar a lo largo de 3 días antes de regresar a utilizar si es requisito.
  • Cebolla para remover la roya: De la misma el ajo, la cebolla es un fuerte agente antifúngico y muy eficiente contra anomalías de la salud fúngicas como la roya. Use 2 cebollas medianas sin mondar, machaque en un balde y añada 2 lts. de agua. Dejar macerar a lo largo de 24 h y continuar exactamente el mismo trámite que con el ajo. Puedes conjuntar este antídoto orgánico con ajo y emplear uno por la mañana y otro durante la noche.
  • Manzanilla para remover el moho de las plantas: Otro antídoto natural para remover el óxido muy simple de elaborar y usar es el macerado de manzanilla. Triture tenuemente 200 gramos de la planta y póngalos en un balde. Añadir 5 litros de agua no muy caliente. Cubra relativamente el balde y déjelo por 24 h. Entonces colamos y diluimos 250 ml de macerado por cada litro de agua. Utilizar como se señala en los antídotos precedentes. Deje descansar a lo largo de 3 días antes de regresar a utilizar si es requisito.
  • Cola de caballo contra la roya: llevar a cabo un macerado de cola de caballo y aplicarlo un par de veces cada día a lo largo de 7 días seguidos, a última hora de la tarde y a la primera hora de la mañana. Dejar a lo largo de una semana y regresar a utilizar si es requisito.
  • Ortiga para anomalías de la salud fúngicas: De la misma la cola de caballo, usamos la maceración de las hojas de ortiga para batallar hongos como la roya. Prosigue exactamente los mismos pasos que con la cola de caballo.
  • Ajenjo contra la roya: Otro antídoto natural que tenemos la posibilidad de usar para impedir y supervisar patologías fúngicas es el ajenjo. Debemos cultivar esta planta para favorecernos de su empleo en la huerta o jardín puesto que no solo funciona bien para la roya sino más bien asimismo eficaz para remover plagas como pulgón, ácaros, gorgojos, hormigas, sapos y víboras.

Propagación de patologías

Las uredosporas tienen la posibilidad de extenderse a enormes distancias por el viento.

El hongo pasa el invierno como uredosporas o teleutosporas en restos de tejido infectado.

Como ya conoces, las plantas están regularmente expuestas a plagas y patologías. Con un cultivo muy variado tenemos la posibilidad de hallar un equilibrio natural increíble, pero eso puede no ser bastante en ciertos casos, puesto que causantes como la lluvia, el calor radical o aun ciertas plagas tienen la posibilidad de ocasionar hongos en nuestras plantas.

La roya es una patología común ocasionada por hongos que actúa primordialmente en las hojas, tallos y frutos. Su primordial característica son los grumos de color cobrizo, naranja o rojizo que crea. Otros síntomas que indican esta patología son máculas amarillas en las hojas y su follaje se cae con bastante velocidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir