Cristales para que no te vean desde fuera

En cualquier espacio, en especial en la privacidad del hogar, la mayor puerta de inseguridad o riesgo procede del vidrio. ¿Y si amamos la cristalería? Pues es una increíble solución para ofrecer iluminación y amplitud. Bueno, es viable arreglarlo por expertos del vidrio. Deseamos vidrios para ventanas que no se vean por la parte interior, observemos las ideas recomendadas por Cristalería Ramos:

  • Vidrio opaco o vidrio traslúcido. Los nipones lo dejaron claro con sus pantallas de arroz. Los cristales opacos o los cristales translúcidos son resoluciones sabias. Existen muchas elecciones al vidrio y cristales con transparencia. Los ladrillos de vidrio pavimentados cuadrados son uno. Los cristales tintados son la otra opción alternativa mucho más frecuente, al contener una cubierta exterior mucho más obscura, cumplen la función de cristales para ventanas que no ven el interior que procuramos, pero no solo eso, asimismo disminuyen la radiación térmica puesto que estas peculiaridades hacen que detienen los rayos verticales.
  • Ventanas y cristales a la medida. Sólo algunas de las ventanas deben tener un formato cuadrado o cuadrado que corte a la cintura. Tenemos la posibilidad de solicitarle a nuestro desarrollador de cristalería que nos recomiende sobre ventanas de forma exclusiva en la parte posterior de la vivienda, que cortan precisamente a la altura de la cabeza o que se ponen al estilo de la claraboya del techo. Un lucernario de cristal, si tienes la opción, es siempre y en todo momento una alternativa muy elegante para ganar luz sin perder privacidad.
  • Patios interiores. Nos encontramos fuera pero nos encontramos dentro. Si tienes un patio interior, no tengas dudas en vidriarlo. Hay mamparas de vidrio de todo género y si bien la luz probablemente no sea directa, sería un desperdicio no aprovecharlas.
  • Mira. En las salas de interrogatorio cinematográficas, en el momento en que el inspector o el inspector jefe de policía ve al preso tras un cristal pero el preso no lo sabe, se emplea un catalejo. Estos cristales con efecto espéculo previenen ver el interior pues la persona se ve a sí. Tienen un pequeño defecto, la luz que hay fuera debe sobrepasar a la del interior, en caso contrario el cristal puede no llevar a cabo efecto, dejando entrever el interior de la estancia. ¡Ten precaución durante la noche!

Complementos para vidrio

Ahora mostramos una secuencia de vidrios ornamentales o elementos de decoración de vidrio que tienen la posibilidad de sustituir el vidrio para ventanas que no se aprecian en el interior.

  • Vinilo traslúcido,
  • Sombrillas (Brise Soleil), de madera, por servirnos de un ejemplo.
  • Láminas reflectantes espéculo o vinilo espéculo.
  • Cortinas en colores claros y tejidos claros.

Lentes espía

Estas son los lentes que podemos consultar en las salas de interrogatorios de las películas. Estos cristales tienen el efecto de un espéculo. En el momento en que alguien mira desde afuera, se ve reflejado en él y no ve el interior. No obstante, desde el interior de la vivienda, se ve claro y transparente.

¿De qué forma ganar intimidad en el hogar?

Si bien las resoluciones para poder ver sin ser visto van a depender de las pretensiones de cada casa o del género de estancia que se desee resguardar, las cortinas translúcidas y de cristal son las mucho más demandadas.

Las cortinas son la opción mucho más económica para hallar privacidad en el hogar. Pero como comentamos antes, asimismo se encuentra dentro de los menos prácticos a lo largo del día. Puesto que aparte de denegar la entrada de una aceptable proporción de luz, limitan nuestra visión y la oportunidad de ver por las ventanas.

Cortinas: otra buena opción

Partiendo de la opción mucho más económica, las cortinas son una solución rápida que deja pasar mucho más luz que las persianas bajas pero aún no nos dan una solución eficiente al inconveniente de estar en poder ver. Además de esto, si escogemos cortinas muy opacas, la luz que entra en el hogar va a ser muy escasa, y si son cortinas a la noche, los vecinos y transeúntes van a poder ver nuestras siluetas.

Entre las opciones mucho más funcionales para estos inconvenientes a los que nos encaramos es elegir esmeradamente el género de vidrio. No todo el vidrio es transparente, las compañías de vidrio proponen materiales muy prácticos que dejan pasar la luz sin que se vea, como el vidrio grabado o el vidrio esmerilado.

Deja un comentario